Seis mil millones de personas en el mundo, y a veces solo necesitas a una. ♥


Sueña porque tus fantasías son las que dan vida a esta mi sonrisa. Cree en lo irreal, utópico, inviable,  fantasioso porque solo el hecho de imaginarlo es sublime, y por tanto, merece la pena. Ignora todo cuanto te he dicho que no te guste y también lo que no he dicho todavía, porque cuando lo diga la sorpresa será mayor. Salta tan alto que no tengas necesidad de bajar y si lo haces que al bajar estés donde yo, unas veinte nubes hacia arriba. Que no te preocupe si existe Dios, Iahvé, la magia o los duendes, tú y yo no los necesitamos. Cuida de esos labios que de casualidad me besarán. Déjame imaginar el paisaje de tus ojos, y si me pierdo sal en mi ayuda. Olvida el reloj, esta echándonos un pulso, que nunca haya despedida. Haz que funcione mi cabeza, o que funcione peor, pero que tú seas el que le da vida. Que eso es lo que quiero.

2 comentarios:

SMSC dijo...

que gran verdad esa del título =)
me gusta muchísisisisimo como escribes, espero verte prontico por mi blog :$:$
te sigo!!

Patricia dijo...

Gracias! ;D
Ahora mismo me paso por tu blog ;)
Muá!